jueves, 12 de enero de 2012

Ecumenismo 2012


Aún sin estar repuesto de la eliminación copera frente al Valencia – gracias Marcelino, sólo a ti se te ocurre mantener a Kanouté en el banquillo hasta el minuto 70 -, cae en mis manos el folleto preparado, al alimón, por el Consejo Pontificio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos y la Comisión Fe y Constitución del Consejo de las Iglesias. No salgo de un disgusto cuando viene otro.

El folletito en cuestión ha sido elaborado para la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos. Este año el lema es: «Todos seremos transformados por la victoria de nuestro Señor Jesucristo (Cfr. I Co 15, 51 – 58). La adaptación del texto se debe a las Conferencias Episcopales.

¿Qué decir del contenido? Pues que en es lamentable y que, en ciertas oraciones, roza lo herético. Bueno, quizás herético sea una palabra demasiado pequeña. Lean y mediten la siguiente oración (p. 16):

Oración de apertura

P: Dios Todopoderoso, en Jesús nos has dicho que quien quiera ser primero debe hacerse el último y el servidor de todos. Entramos en tu presencia sabiendo que tu victoria se gana por la debilidad de la cruz. Te rogamos para que la Iglesia pueda ser una. Enséñanos a aceptar humildemente que esta unidad es un don de tu Espíritu; a través de este don, cámbianos y transfórmanos y haznos más semejantes a tu Hijo Jesucristo.

A: Amén.
 Aquí el resto de la cosa.


¿Qué tal? «Te rogamos para que la Iglesia pueda ser una». Pero, ¿es que la Iglesia no es ya Una, además de Santa, Católica y Apostólica? ¿Acaso la única Iglesia de Cristo no es la Iglesia Católica? ¿Puede un católico rezar esa oración con protestantes y ortodoxos? Por otra parte, ¿qué pasa con el Credo?

La verdad es que todo esto es alucinante.

Aunque más alucinante es ver como los obispos tocan el violón sin hacer nada.

¡Señor ven pronto!

9 comentarios:

Pioquinto dijo...

50 años con la misma cantaleta y no dan un paso atrás. Más de lo mismo, avanzando a la religión global. Las sectas protestantes son más honestas y genuinas, ellos jamás -dicen- entrarán en comunión con la gran Babilonia. Yo en realidad no veo en las jerarquías ningún deseo de regeneración, han disminuído el ritmo con SS Benedicto XVI, pero los lamentables nombramientos que estamos viendo no auguran nada bueno. Sólo queda combatir en nuestro entorno y con nuestra familia, me temo.

Antonius dijo...

Es gravísimo, como gravísimo es lo que lleva sucediendo 50 años. Y descarado, es una herejía abominable y descarada. Pero nada nuevo bajo el sol. La nueva-otra religión, la modernista, sigue enquistada y haciéndose fuerte en el corazón de la Iglesia, pero tenemos la promesa de que la Iglesia y la Verdad prevalecerán.

Pioquinto: escribí a la cuenta que me dijiste.

Santi dijo...

La unidad por los cristianos está enfocada con una descatolización de la Iglesia que camina hacia la jaula de grillos que es el protestantismo. De ahí que coloquen en igualdad la Iglesia Católica a las otras confesiones cristianas... y visto Asís, hasta lo no cristiano.

Parafraseando al ex-alcalde de Jerez, Sr. Pacheco, "la Iglesia es un cachondeo".

Pioquinto dijo...

Sí, Antonius, te he contestado de regreso, un saludo.

Miles Dei dijo...

"La mente conciliar es así: la Iglesia es una pero no susbsiste como una."

Creo que ayer puse este comentario que muestra los problemitas de comprensión del "subsistit in"

Porque visiblemente la "subsistencia en la Iglesia católica" como una de la Iglesia no se percibe sin conocimiento metafísico adecuado de lo que es la pluralidad de substancia y accidentes que no destruye la unidad del ente. Pero como eso no se explica y además se usa la filosofía moderna aberrando de la escolástica que los padres conciliares tenían en la mente pues no se entiende nada, sino el dato obvio: la unidad no subsiste en la Iglesia católica porque hay varias confesiones cristianas aparte de ellas.

Pero el problema que se soluciona por un lado se complica por otro ya que si a estas confesiones las consideramos accidentes de la substancia católica, estamos dándoles una consistencia metafísica difícilmente compatible con el dogma ya que los accidentes son de la substancia y la cualifican y la hacen cambiar accidentalmente. Algo está fallando en el uso de esa palabrita que luego Pablo VI no tuvo necesidad de usar en el Credo del Pueblo de Dios para definir a la Iglesia una.

Mendrugo dijo...

Yo me ahorro el berrinche por lo que quiera decir la frasecita, porque me quedo en la redacción. ¿«Te rogamos para que la Iglesia pueda ser una»? ¡Vaya sarta de solecismos! Quien haya escrito eso no sabía lo que decía porque es un analfabeto (además de un cursi redomado). Seguro que es pedagogo, o guionista de culebrones, o periodista («pofesional» de la Comunicación, quiero decir).

Empieza por no saber que el verbo rogar es transitivo y termina con ese horrible anglicismo del «pueda», traducción servil del may que se usa en inglés. Parece que no ha pasado de los palotes.

Tal vez quiso decir «Te rogamos que la Iglesia sea una», que tampoco es muy católico, pero vete a saber. Con textos así no merece la pena meterse en honduras.

No me extrañaría que toda la cuestión del «subsistit in» tuviera su origen en un redactor ignorante y redicho al que le supiera a poco decir solo «est». ¡Y nosotros sacándole punta metafísica y teológica al rebuzno!

Anónimo dijo...

ESTIMADOS HERMANOS:
Solicito al papa BENEDICTO XVI el desposamiento sacerdotal de los sacerdotes y de los obispos como tambien de las monjas y de los franciscanos católicos porque los tales no pueden ser célibes por la razon de la pederastía y de la fornicacion que eventualmente nuestra querida madre la Virgen María no podía permanecer célibe aunque sí casta con su esposo San José porque hipotetizo de que los tales tuvieron hijos entenados del Señor Jesucristo. Nadie puede ser célibe en el estado de la caída adánica excepto en el estado de teofanía celestial.

Atentamente:
Jorge Vinicio Santos Gonzalez,
Documento de identificacion personal:
1999-01058-0101 Guatemala,
Cédula de Vecindad:
ORDEN: A-1, REGISTRO: 825,466,
Profeta Elías del ecumenismo cristiano eclesiastico y Arzobispo de Roma.

Anónimo dijo...

ESTIMADOS HERMANOS:
Solicito la admision y la autorizacion de la iglesia carismática, anglicana y ortodoxa de pactar con la iglesia romana sobre mi arzobispado de Roma porque soy el profeta Elias del ecumenismo cristiano eclesiastico.

Atentamente:
Jorge Vinicio Santos Gonzalez,
Documento de identificacion personal:
1999-01058-0101 Guatemala,
Cédula de Vecindad:
ORDEN: A-1, REGISTRO: 825,466,
Ciudadano de Guatemala de la América Central.

Anónimo dijo...

ESTIMADOS HERMANOS (sitio ajeno al blog):
Solicito mi transmutacion divina de la Virgen María quien es madre del Señor Jesucristo porque soy la encarnacion divina del Señor Jesucristo.

Atentamente:
Avatar del Dios cristiano Elohim.